sábado, febrero 14, 2009

KHALED HOSSEINI: Mil soles espléndidos

Este es uno de los libros más emocionantes que he leído en mucho tiempo, si entendemos emocionante en el sentido de despertar nuestras emociones, hasta llevarnos de la lágrima a la sonrisa en unas cuantas páginas. Eso es lo que consigue la historia de amistad entre dos mujeres afganas, Marian y Laila, que el escritor afgano Hosseini convierte en la médula espinal de este hermoso libro que atrapa al lector nada más conocer a Marian al principio de la historia.

La novela nos transporta a ese complicado país que es Afganistán, haciendo un repaso de toda su historia reciente, desde la invasión soviética de los años 80 hasta la caída de los talibanes tras los ataques de Estados Unidos en el 2001. Marian y Laila viven así todas las desdichas que significa habitar en un país sumergido en continuos enfrentamientos. Como mujeres que son, el régimen talibán es extremadamente cruel con ellas, negándoles la posibilidad de una vida digna, arrebatándoles sus derechos y amparando el maltrato y las humillaciones a que son sometidas una y otra vez.

La historia comienza con Marian, una niña harami (bastarda) que aguarda con impaciencia la llegada de los jueves porque es el día en que su padre, Yalil, se acerca a la casa donde vive con su madre a visitarla. A pesar de las advertencias de su madre, que le tenía expresamente prohibido el acercarse a la ciudad a buscar a su padre, un día Marian la desobodece y marcha en pos de su progenitor. Esa decisión, que le llevará a conocer quién es en realidad Yalil, desencadenará una serie de acontecimientos que cambiarán su vida y acabarán llevándola a vivir a Kabul.

El libro no es fácil de leer, por la dureza de algunos de sus pasajes. Marian caerá muy pronto en las garras de un marido violento que la maltratará una y otra vez. La vida no le sonreirá, al menos hasta encontrar una Laila, una chica joven que se convertirá en su más fiel aliada. La amistad entre ambas mujeres será la tabla de salvación para ambas, y les proporcionará momentos de felicidad en su lucha diaria por sobrevivir y por ser respetadas.

Debo reconocer que, cuando empecé a leer el libro, llegó un momento en que comenzó a enojarme. Tenía la impresión de que el sufrimiento era excesivo, que las desdichas de las protagonistas eran interminables, y eso me agotaba. No me apetecía seguir leyendo una desgracia tras otra. Llegué incluso a plantearme si continuar o no con su lectura, habida cuenta de que ésta coincidió con los brutales ataques de Israel a los palestinos de hace unas semanas, lo que le daba aún más visos de realidad a la historia, más verismo. No obstante, hice de tripas corazón y continué. Y ahora me alegro, porque es ciertamente una lección de humanidad lo que nos brinda Hosseini en este libro. Una historia de superación y segundas oportunidades, donde al final, a pesar de lo densa que puede llegar a ser la oscuridad, siempre hay lugar para un rayo de luz, por pequeño que sea.

Que esa esperanza no se apague nunca para los afganos. Ojalá que puedan vivir pronto el final feliz que se merecen.

24 comentarios:

Herman dijo...

Todas tus recomendaciones quedan anotadas en mi memoria. Un saludo.

Sory dijo...

Hola Elena, te he agregado a mi lista de blogs favoritos porque considero que llegar a este espacio es sin lugar a dudas uno de los mejores descubrimientos que he hecho en la red. La manera de acercarnos a las historias que lees es fascinante. En más de una oportunidad he seguido tus sugerencias y no me arrepiento en lo absoluto. Gracias por compartir tu pasión.

juan jose dijo...

Hola Elena hace unos meses descubrí tu blogs y te sigo diariamente por si algún post nuevo. ¿conoces a Maurice Wiesenthal? si es así ¿has leído algo de el?me gustaría conocer tu comentario.
Me orientas en mis lecturas.
Entre mi música(clásica y jazz) y mis libros voy pasando mi jubilación. Me olvidaba y asistencia a clase en la universidad.
Saludos
Juan José

Clarice Baricco dijo...

El libro ya está por acá y lo he tenido en mis manos. Ya con tu sugerencia no debo de dudar en comprarlo.

Abrazos.


Graciela

Lucía dijo...

Hace poco leí "Un burka por amor", que trata de una mujer española casada con un afgano. La historia no es tan dura como la que tú has leído, el marido de ésta mujer es un buen hombre, pero aún así es muy doloroso leer sobre el trato que se da a la mujer en ese país. Por mucho que haya leído en la prensa o visto en la televisión, no deja de ser espantoso.
Te seré sincera, no creo que esta vez lea el libro que recomiendas, con unos sobre el tema ya he tenido suficiente.
Pero ha sido un placer leer tu reseña (como siempre).

Un fuerte abrazo, Elena.

Gonzalo Araya I. dijo...

Hola Elena, qué buen blog! Te felicito. Llegué de casualidad al tuyo buscando una foto para la última novela que leí y di con un comentario tuyo del libro (Tombuctú, de Auster). Eres muy clara y precisa al comentar, me gustó tu forma de compartir tus ideas y gustos. Seguiré leyéndote.

Un abrazo desde Santiago de Chile

Rosa Silverio dijo...

Hola, Elena.

Me ha llamado mucho la atención este libro, sobre todo por el tema. Y porque es un escritor afgano, en lugar de ser un autor de otro lugar hablando sobre la realidad de un pueblo.

Así que lo buscaré por aquí.

Muchas gracias por la recomendación.

Muchos abrazos.

Fede dijo...

Querida Elena,
Efectivamente es un libro duro. Lo hemos leído en el club de Lectura y nos lo hicieron seguir de la película "kandahar" dirigida por Mohsen Makhmalbaf.
Si te quedan fuerzas te la recomiendo porque circunscribe muy bien todo el problema afgano.

Nausicaa dijo...

Te comprendo, a veces esas lecturas se hacen tan complicadas... No sé si estoy en buen momento para leerlo, pero espero conseguir las fuerzas en breve.

LUIS ROSER RODRIGUEZ dijo...

ELENA ELENA, vaya exito que tienes, jajaja ¿ Que tal ?, veo que no paras, yo tambien lo suelo tener bastante actualizado.
No conozco al autor que comentas pero me ha gustado lo que comentas de la novela, no conozco nada de la literatura afgana.
Me lo he anotado y lo voy a tenr en cuenta.

Cuidate mucho

Yolanda dijo...

Leí el libro en verano y me encantó a pesar de su dureza o quizá por cómo la trata. Oí la recomendación en la radio y al saber que era del autor de "Cometas en el cielo" (aunque sólo vi la película) lo compré enseguida. Me duró pocos pero intensos días. Es una historia desgarradora y sin embargo esperanzada. Todavía no somos conscientes en estas latitudes de lo que pasa en otros lugares del mundo. Conviene saberlo por la parte de responsabilidad que nos toca o para entender ciertos sucesos. Ojalá la lea mucha gente.
Un saludo.

Lorena dijo...

¡¡Echaba mucho de menos leerte!!Curiosamente hace algún tiempo leí una crítica que despedazaba a este libro que ahora me recomiendas. Tendré que comrpobarlo por mí misma aunque me fío bastante de tu buen gusto :P Yo tengo que recomendarte Vida de Pi, si es que no lo has leído, de Yann Martel, el último libro que he leído antes de que la temporada de exámenes devorase mi tiempo libre :)
Un abrazo cariñosísimo!

Javier Cercas Rueda dijo...

Aquí tenéis mi comentario a este libro.

http://javiercercas.blogspot.com/2008/09/hosseini-segunda-parte.html

Un saludo

Raúl dijo...

He leído otras reseñas sobre este libro, y muchas coinciden con tu punto de vista. Parece un libro interesante, siempre que se tome la cosa con pausa y uno no se deje caer en la desazón y la crueldad que parecen transmitir la triste historia de sus protagonistas.
Un abrazo.

El Viajero Solitario dijo...

Es la segunda vez en pocos días que me recomiendan este libro, y ambas recomendaciones vienen de gente que sabe lo que se dice.
No me quedará más remedio que anotarlos en la lista de pendientes, me temo.
Abrazos.

martafort dijo...

Hola Elena! Le regalé estas navidades este libro a mi madre, tras leerme la fantástica "Cometas en el cielo", que me llegó hasta el alma, y le tengo muchas ganas, más después de esta reseña.
Un saludo,

MARTA

Joselu dijo...

No he leído este libro ni tampoco Cometas en el cielo, pero sí que he visto varias películas ambientadas en la realidad afgana: Kandahar, que alguien ya ha citado; Buda explotó por vergüenza; Osama; La pizarra. Todas son durísimas y no tienen un final fácil ni feliz. Lo que surge de ellas es la lucha de la mujer afgana frente a la desolación de su situación, la lucha por la supervivencia en el día a día de un país arrasado. Supongo que buscaré algún truco para que el libro llegue a casa. Se lo regalaré a mi mujer. Cometas en el cielo me lo dejaron y lo leyó ella. Tu reseña es interesante y está muy bien planteada. Un saludo.

Elena dijo...

¡Qué pena no disponer de tiempo para poder contestar todos y cada uno de vuestros comentarios! A los habituales, gracias por seguir ahí, y a los recién llegados, intentaré devolveros la visita en cuanto pueda.

Con respecto al libro de Hosseini, me parece recomendable especialmente por la realidad que plantea, porque nos acerca a la realidad afgana de una manera bastante directa. Echo de menos una visión más crítica de la última parte, cuando los EEUU atacan Afganistán (parece que la caída de los talibanes arregla casi todos los problemas, y creo que esto no ha sido así). No obstante, como ya mencioné en la reseña, el libro es a veces demasiado duro, y no es el tipo de literatura que más me agrada leer. Tuve que hacer un esfuerzo real para terminarlo. Y lo peor es pensar que en lo que a ese país respecta (y a muchos otros, desgraciadamente), seguro que muchas veces la realidad supera a la ficción. Eso fue lo más desalentador de leer este libro.

Un saludo a todos

Alba dijo...

Hola Helena!
Mi nombre es Alba buceando por la red te encontré y me sorprendió que tuviesemos gustos similares. Veo que te mueves + o - en no best sellers al igual que yo y también coincidiemos en editoriales. Bueno hay una que no lees que tiene unos traductores estupendo se llama RINOCERONTE suele traducir al gallego obras inéditas directamente desde la lengua en la que nacieron, es una pena para los que no hablan gallego porque las traducciones os encantarían son sublimes. Por ej de Paassalinna "O bosque dos raposos aforcados" o de Etgar keret "o condutor de autobús que quería ser Deus", también tiene alguno de Sandor que no se encuentra traducido al español. Tu blog me sirve de aperitivo para elegir primeros platos. Gracias
Alba

Alba dijo...

Elena disculpa por el lapsus pero el gallego Elena es Helena y no me fijé

taitus dijo...

Acabo de leerlo y coincido contigo. Existe uno para mi mas crudo se llama "Sultana" de Jean Sasson, lo lei hace no menos de 10 años, es una historia veridica de una mujer saudi de clase alta y todo lo que lucho para cambiar su destino Lo has leido?

Willow dijo...

Hola Elena,
Casualmente vi tu reseña sobre este libro que lei el año pasado. No podía soltarlo, sentía una terrible ansiedad por terminarlo y ver lo que sucedía con las dos protagonistas, y me encantó "ver" cómo se va forjando su amistad y su cariño, la química que desprenden, a pesar de las dificultades. Gracias por tu reseña que me ha vuelto a traer a la memoria un relato precioso. Saludos

Pèsol dijo...

Hola, no conocía al autor y al ir a buscar el libro me encontré con Cometas en el Cielo (me compré los dos) y me pregunto porqué me ha llegado tan adentro la historia. Quizás los que vivimos en la sociedad de las comodidades y necesidades resueltas añoremos la intensidad de la vida en comunidades en las que faltando de todo sobrevive la dignidad de algunas personas. En fin, empiezo ahora los mil soles y te agradezco también la recomendación de Paasilinna, otro descubrimiento.

martafort dijo...

Hola Elena, te dejé un comentario hace unos meses, cuando leí la reseña, y justo hoy acabé de leerlo. Es uno de los libros que más lágrimas me ha hecho verter. Es realmente duro, y sí que es cierto que llega un punto en el cual estás "harto" de tantas desgracias, pero sientes que tiene que haber un rayito de esperanza. Qué bonita la relación entre las dos mujeres, qué bonito ver en el libro cómo el amor (de todo tipo) puede con todo y es la fuerza para tirar adelante. Lo que más me aterra es pensar en la cantidad de mujeres que pueden haber vivido situaciones como estas... qué horror.
Me encantó cómo retrata la historia reciente de Afganistán, y cómo intenta alejar de tópicos la religión musulmana.
Un saludo y felices fiestas!!